sábado, 4 de noviembre de 2006

Me encontré con Barbie en el autobús


Me encontré con Barbie en el autobús, la reconocí por su falda corta, su pelo liso y su cabeza aparentemente vacía. No tendría mas de 15 años, iba con dos amigas.

La verdad es que me dió pena de estas chicas, por que seguro que siendo buena gente, nadie les dijo nunca que tienen una gran personalidad y que no necesitan vestir de semejante manera para llamar la atención.
Quizás piensen que vistiendo así van a atraer a su "Ken" a su lado, el problema es que a a esas edades y vistiendo así lo único que van a conseguir es atraer a unos chicos que no van a saber apreciarlas, que las van a utilizar como un Klineex y que van anular todo lo bueno que ellas llevan dentro.
Si supieran todo lo bueno que llevan dentro, si tuvieran un poco más de seguridad en si mismas y no estuvieran tan condicionadas por las series de TV, quizás podrian ser ellas mismas y vestir elegantemente y a su estilo y quizás entonces si encontrarían a alguien especial, que las escuche, que las comprenda valore y respete, en una palabra que las haga felices.